Fábula del electrón

      No hay comentarios en Fábula del electrón


-Se positivo- le dijo el Protón al Electrón.
-No puedo- respondió el. -Va contra mi naturaleza-
-Inténtalo- insistió.
-¡No!, si me vuelvo positivo, saldría disparado y tu te quedarías en un Catión-, apuntó acertadamente.
-¿Y que tiene de malo?- replicó el Protón.
-Pues que tu te quedarías con la sal y yo me perdería en el vacío
-¿Te asustan los cambios de estado, pues?- inquirió el Protón.
-No, solo recelo de aquellos en los que salgo perdiendo-.
-Pero ¡imagina cuantas aventuras podrías vivir en el vacío!, ¿acaso quieres perdértelas?-, preguntó asombrado el Protón.
El Electrón puso cara de incredulidad al tiempo que sentenciaba:
-Acabo de darme cuenta de por qué a pesar de nuestra atracción mutua, nunca hemos chocado,
¡tu quark es tan dura que supera con creces a la fuerza electrostática!-


Lo siento, se me acaba de ocurrir. Dedicado a los que tengan que soportar optimistas iluminados y vendedores de humo diariamente y a los que creen que los pesimistas son un pequeño contratiempo que hace mas interesante el camino. Si amigos, somos un sistema en equilibrio, por eso nunca nos libraremos los unos de los otros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.